domingo, 10 de octubre de 2010

Suspirando ajados sueños.

No está bien acortar sueños?
Quizá si fuese tan sólo como con un vestido,
como este...

Quizá no esté bien acortar sueños.
¿Pero qué otra salida me queda,
después del vacío?

2 comentarios:

Maria Ortiz dijo...

Hola Dada, me encantaron tus poemas, desde hoy te sigo. Saludos desde el otro lado del charco.

Dadá. dijo...

gracias María! A mí me está gustando el tuyo, para chusmear un poquito!
Un saludo!