sábado, 1 de noviembre de 2008

Amor incondicional

Ven, que quiero ver tu cuerpo desnudo cubierto de sudor cálido de primavera.
Ven, que tus ojos malditos despiertan en mí sentimientos encontrados.
Que tu mirada me marea y me funde, que tu mirar me produce estremecimientos.
Que las cosas que haces me despiertan a la realidad.
Que tu andar y tu ser todo me obnubilan, me seducen, arremeten en mi centro.
Angustiosa maravilla. Amor incondicional. Más allá del tiempo y del espacio.
Más allá del Cosmos y del desvelo.
Anuncio
el momento
en que
tú y yo
seremos
Uno
en la carne
en el espíritu
en mi cuarto
en los astros
en el Origen del Universo
en la belleza, eterna, en el no-tiempo
en mi cama
en tus brazos
en tu boca
en la mía
en el seno de la tenue lumbre
en los aromas familiares
en los inciensos y mirras
en las hierbas
en las sábanas blancas
en los cabellos trenzados
en tu piel
en mi piel
en los contrastes
de los colores
en la armonía
casi perfecta
de nuestras respiraciones
y en nuestros pulsos
en la noche,
no certera
no cierta
no verdadera
no real
no única
no finita.
Densa
sublime
sutil
delicada
del perfume
a sándalo
y la luz de las velas encendidas
y la noche
y la lluvia
y la luna
y tu aroma
mezclándose con el del aire
y el mío
y tu boca
y la mía
y mis brazos aferrándose de la borda
y los tuyos sosteniendo mi vida.
Amor, incondicional, irracional, infinito.
Veleros en el océano.
Veleros en la noche.
Nubes pasajeras.
Vientos. Pasión. Humanidad. Humedad. Grandioso. Cúmulos.

1 comentario:

Anette dijo...

y mis brazos aferrándose de la borda
y los tuyos sosteniendo mi vida.
..........

Tanta fuerza y tanto amor hacen al mundo girar (Charly)